Tejer

un Mundo Mejor

Comparación de agujas para ganchillo o crochet

Distintos tipos de agujas de ganchillo

A la hora de hacer ganchillo o crochet, el utensilio imprescindible es la aguja de ganchillo, dependiendo del tipo de lana o hilo que queramos usar, debemos utilizar un tipo u otro, sobre todo teniendo en cuenta el grosor que queramos llegar a tener finalmente en nuestro diseño.

agujas para tejer

Las típicas agujas de ganchillo, de color plata, son muy útiles sobre todo para utilizar hilo fino, pero es cierto que para tejidos más gruesos, suelen hacer daño en la mano cuando llevamos mucho tiempo usándolas. Por lo que, lo ideal sería tenerlas solo en tamaño pequeño. Una forma muy cómoda de distinguirlas, a parte de por el numero, es comprarlas bañadas en colores, para que así sepamos cual estamos usando sólo con ver el color. Algunas de las agujas teñidas no tienen relieve, por lo que son más cómodas de usar.

Para tamaños grandes, son muy útiles las agujas de ganchillo de madera, que sean uniformes y que no tengan ningún desnivel. De este modo para usar lana en nuestras creaciones se agarrará mejor a la aguja para que no perdamos ningún punto. De hecho, este tipo de agujas son ideales si sabemos hacer ganchillo afgano, aunque no tengan tope, ya que las agujas específicas para este tipo de punto son muy complicadas de conseguir.

agujas

Agujas de ganchillo ergonómicas

Cuando nos gusta mucho hacer ganchillo y todas las maravillas que podemos hacer con él, es el momento de plantearnos el gastar un poco más de dinero, y comprar agujas de ganchillo ergonómicas. Existen muchas marcas y distintos tipos, pero lo ideal es que tengan un puño de plástico suave, para que al apoyar los dedos, con él no nos saldrán callos, ni nos dolerán las manos. También existen algunas con una forma definida, como haciendo aguas, para que se adapte mejor a la mano. El único contra de este tipo de agujas, es que con ellas no podemos hacer ganchillo afgano.

clover

Otro tipo de agujas ergonómicas son las que tienen punta por los dos lados, y en medio tienen el plástico, lo bueno es que te ahorras dinero, ya que tienes dos modelo de aguja en una sola, sin embargo, a la larga son mucho más incómodas, pues se suelen enganchar con lo que estamos haciendo y cuando tenemos que coger la aguja por la punta del final, para hacer algún tipo de quiebre, es mucho más difícil e incómodo.

En definitiva, a la hora de buscar la mejor aguja de ganchillo, lo ideal es poder comprar una ergonómica, que nos hará nuestro tiempo libre dedicado a estas labores mucho más cómodo, y sin que luego tengamos dolores, ni callos en las manos. Además, suelen ser de aluminio, por lo que se deslizan mucho mejor tanto en hilo, que a veces cuesta trabajo manejar, o en lana, que cómo sabemos algunas veces cuesta trabajo coger el punto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Tejer © 2014 - Política de Privacidad